El Olvidado Valor Constitucional

Constitucion

3 de Marzo de 2011


El 16 de Febrero se publicó la ley “Sobre asociaciones y participación ciudadana en la gestión pública” (ley nº 20.500). El objeto de esta nueva ley es cumplir el mandato constitucional consagrado en el artículo primero de nuestra carta fundamental que señala que “el Estado reconoce y ampara a los grupos intermedios a través de los cuales se organiza y estructura la sociedad y les garantiza la adecuada autonomía para cumplir sus propios fines específicos”, además de la disposición sobre el derecho a asociación sin permiso previo que dispone el artículo 19 nº15 del citado cuerpo legal, dentro del cual se señalan ciertas pautas para su realización. La ley 20.500 regula las asociaciones, sean o no personas jurídicas, además de regir la participación ciudadana que tiene que ver con la contribución al interés general de la sociedad como es en materia de derechos ciudadanos, por ejemplo.

A mi punto de vista, creo que esta norma no es más que seguir cayendo en la legalidad de derechos constitucionales. Si bien entendemos por tal a todo derecho consagrado en nuestra carta fundamental, ¿es realmente necesaria una sub-positivización?

Intentando explicar el punto: Nuestra Constitución es la carta magna y pilar de todo nuestro ordenamiento jurídico, ella fija pautas, estructuras, principios, derechos y deberes tanto para el Estado como para los particulares; me refiero a la Constitución iuspositivista, esa que reconoce los derechos y no los limita sino en virtud de sí mismos y las personas, derechos que provienen de un orden supraconstitucional y que relacionamos con la normativa internacional de derechos humanos (en un orden aún más superior , esquematizando el punto).

Así, siendo más que un libro más en nuestra biblioteca, la Constitución Política de la República tiene un valor más allá que las tres letras con las que solemos abreviarla: El valor para nosotros, quienes ejercemos la profesión y estamos en vías de ser abogados, debe ser tanto como el de una Biblia para quienes profesamos la religión Católica. Es más, considero que no sólo para los juristas debe tener tal valor, sino que para todos los ciudadanos, ya que nos protege sin distinciones  (es más, las restringe). Puede sonar exagerado este punto, pero no es menos cierto que todo el ordenamiento jurídico se supedita a la Constitución, debe ser así, es más, tenemos un ente regulador como el Tribunal Constitucional para que, efectivamente, vele porque la normativa de menor valor se ajuste a ella. Entonces, insisto con la pregunta ¿es realmente necesaria una sub-positivización? y pregunto en todos los aspectos, no sólo en el sentido de la ley 20.500, recientemente publicada.

Entiendo que una ley regule de forma más puntual y pormenorizada los diversos aspectos de un derecho o de un contenido un poco abstracto, pero al fin y al cabo, el derecho no puede ser alterado en su aspecto sustancial; podemos asociarnos libremente, y es cosa de mirar a diario el entorno lleno de sociedades informales, o en notarías (en el aspecto comercial). Tenemos esa libertad que quizás algunos países no gocen actualmente, tenemos valores constitucionales reconocidos más allá de la nación en que estemos, tenemos instrumentos que nos protegen dicho derecho…

Quiero entrar en el interminable debate… ¿Es necesario la legalización de un derecho constitucional para que tenga fuerza obligatoria? Dejo la pregunta abierta en términos generales, al fin y al cabo, la ley 20.500 es una más de las normas que regulan derechos ya consagrados por la carta fundamental.

0 Comentarios

Contesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

CONTÁCTENOS

¿Desea comunicarse directamente con nosotros? Escríbanos acerca de sus requerimientos, comentarios o consultas a través del siguiente formulario.

Enviando

Lex Web Chile  |  Email: contacto@lexweb.cl   | Política de Privacidad   |   Términos de Uso y Propiedad Intelectual

o

Inicia Sesión con tu Usuario y Contraseña

o    

¿Olvidó sus datos?